miércoles, 1 de abril de 2015

CLOROFILA, LUZ Y FOTOSÍNTESIS

La relación entre la luz y la vida es algo que todo el mundo tiene claro. Esa relación se establece a través de un proceso denominado Fotosíntesis y una sustancia química denominada Clorofila. La Clorofila es un pigmento presente en las plantas que absorbe de manera selectiva partes del espectro de la luz, lo que le da su característico color. En ellas, la Clorofila sirve para realizar la Fotosíntesis, proceso que le permite a éstas obtener la energía necesaria para realizar las funciones vitales a partir de la luz. De manera muy básica, se convierte la energía proveniente de la luz en energía química.

Aunque solemos hablar de Clorofila, lo más preciso sería hablar de Clorofilas ya que existen varios tipos: Clorofila A, Clorofila B, Clorofila C1, Clorofila C2, Clorofila D y Clorofila F. Las inmensa mayoría de los organismos fotosintetizadores presentan la Clorofila A y B.



Una forma muy sencilla de observar las Clorofilas A y B es realizar una sencilla cromatografía de papel. Para ello, machacamos una hoja de hiedra (con espinacas también funciona muy bien) en alcohol etílico y recogemos la disolución obtenida. Tomamos un poco de esta disolución, la colocamos en una placa petri y ponemos un papel de filtro. El disolvente (alcohol etílico) ascenderá por capilaridad por el papel de filtro arrastrando en su ascensión a los distintos componentes de la disolución que se mostrarán de distintos colores. Podemos ver todo el proceso y los resultados en el siguiente vídeo:


Por otro lado, otra de las propiedades menos conocidas de la Clorofila es su comportamiento frente a la Luz Ultravioleta. Frente e ella, la Clorofila sufre un proceso de fluorescencia que hace que aparezca ante nuestros ojos de color rojo. La Clorofila, absorbe todas las longitudes de onda de la luz visible excepto el verde, el cual es reflejado y percibido por nuestros ojos. Al poner una disolución de clorofila bajo la influencia de la Luz Ultravioleta, observamos que la disolución toma un color rojo. Por el mismo razonamiento anterior, en este caso, la clorofila absorbe la radiación energética procedente de la Luz Ultravioleta y pasa a un estado excitado liberando el exceso de energía en forma de un fotón en la zona roja del espectro.Por eso, la próxima vez que nos pregunten sobre el color de la Clorofila, deberíamos responder que  depende del tipo de luz que utilicemos para iluminarla. Fíjate en las siguientes imágenes:


Esta interacción entra la Clorofila y la Luz Ultravioleta tiene su importancia en la Naturaleza. El profesor Bernhard Krautler, de la Innsbuck University, en un estudio publicado en 2009, llegaba a una conclusión: Bajo la acción de la Luz Ultravioleta, los plátanos maduros se ven de un color azul brillante. Dado que en algunos animales su campo de visión abarca zonas del Ultravioleta, este hecho les permitiría saber que plátanos pueden comerse y cuales están todavía inmaduros. La coloración fluorescente que toma el plátano cuando es colocado bajo la Luz Ultravioleta es causada por la degradación de la Clorofila y proporciona una herramienta para identificar las células muertasA medida que el plátano madura, la clorofila empieza a romperse en un proceso llamado Catabolismo y los productos resultantes se concentran en la cáscara de plátano. La apariencia de los colores amarillos y naranja en el otoño son una muestra de este proceso de rotura de la ClorofilaLos investigadores descubrieron en los plátanos unos Catabolitos de Clorofila fluorescentes que señalan un camino hasta ahora desconocido de descomposición de la Clorofila. La ruptura de la Clorofila es un gran contribuyente en la maduración de las manzanas y las peras. En contraste, en los plátanos maduros la Clorofila se desvanece para producir Catabolitos, lo que produce el color azul brillante.

Los plátanos maduros aparecen de color azul claro
brillante bajo la acción de la Luz Ultravioleta
Para finalizar, se puede leer el informe realizado por Ilenia Navarrete, Natalia Papworth, Manoli Reyes y Zoe-B Walton sobre la Clorifila, Luz y Fotosíntesis.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada